Abogado especialista en custodia de los hijos en Madrid

Custodia compartida, convenio regulador, patria potestad: todo lo que tienes que saber con respecto a tus hijos tras el divorcio o separación.
Abogados especialistas en casos de custodia de los hijos menores en Madrid

La custodia compartida y el convenio regulador: elementos para encontrar la paz tras la ruptura

  1. ¿Qué es la guarda y custodia de los hijos menores?
  2. Diferencias entre custodia compartida y monoparental o completa
  3. ¿Qué tipos de custodia compartida hay?
  4. ¿Qué es el convenio regulador?
  5. ¿Cuánto cobra un abogado por un caso de custodia?
  6. Recomendaciones para tramitar la custodia compartida de menores

¿Qué es la guarda y custodia de los hijos menores?

A diferencia de la patria potestad, que es el deber y derecho que los padres tienen sobre los hijos para tomar decisiones trascendentales sobre sus vidas, la guarda y custodia se refiere al cuidado diario y cotidiano de los menores. Mientras que la patria potestad es compartida, salvo casos excepcionales, la guarda y custodia la puede ejercer uno de los dos progenitores. Cualquiera de los miembros de la pareja puede solicitar la custodia legal en la propuesta de convenio regulador, o cuando lleguen a un acuerdo determinado durante el procedimiento.

Básicamente, la guarda y custodia recaerá sobre uno de los progenitores, que es con quien los niños vivirán y pasarán la mayor parte del tiempo; lo cual no significa que el otro progenitor no tenga establecido un régimen de visitas.

Los hijos menores cuentan con una especial protección legal, que velará siempre por su bienestar económico y afectivo, salvaguardando sus intereses por encima de todo. A la hora de dictaminar el tipo de custodia que se ejercerá sobre los menores, además de las decisiones y acuerdos a los que lleguen los progenitores, siempre se tendrá en cuenta la equidad de los tiempos, así como condicionantes de otro tipo que puedan incidir en su felicidad.

Diferencias entre custodia compartida y monoparental o completa

La custodia compartida es cuando ambos progenitores deciden de mutuo acuerdo hacerse cargo de los hijos y firmar un convenio regulador. Esta es la modalidad preferida actualmente por la mayoría de las parejas, al resultar menos dolorosa tanto para los niños como para los padres y poder articularse con bastante flexibilidad.

La principal ventaja de la custodia compartida es el bienestar de los niños, que pueden seguir manteniendo una relación cercana y sana con ambos padres, sin el vacío y añoranza que pueda producirles la falta súbita de uno de los dos. Normalmente, en la custodia compartida los miembros de la pareja participan de las decisiones cotidianas que atañen a la crianza y cuidado de los hijos, estableciéndose un buen canal de comunicación entre todos.

En términos generales, la custodia compartida proporcionará estabilidad emocional, reducción de problemas y conflictos, equidad en cuanto a las tareas y rutinas y un mayor equilibrio afectivo para los niños.

La custodia monoparental, completa o exclusiva, en cambio, es cuando se concede el cuidado diario de los hijos menores a uno de los progenitores. Hasta hace unos años, la madre era la principal garante de la custodia diaria de los hijos y se otorgaba en un alto caso a ellas. Actualmente, si no se opta por la custodia compartida, tanto el padre como la madre pueden solicitar ejercerlo en exclusividad.

¿Necesitas asesoramiento? Contacta con un abogado para la custodia de los hijos en Madrid. Somos expertos en Derecho de Familia.

Custodia monoparental de la madre, exclusiva o completa

¿Qué tipos de custodia compartida hay?

Hay varios tipos de esquemas de custodia compartida, que suele establecerse según la intención y deseo de los progenitores, las necesidades específicas de cuidados de los menores, las jornadas laborales, situación económica, cercanía del domicilio al colegio, etc.

El acuerdo depende de muchas variantes y problemáticas, pero debe coincidir en lo esencial, que es poner el beneficio de los menores en el centro. Cuando los padres deciden, por necesidades particulares de la familia, un régimen de custodia compartida personalizada, elaboran un plan que no se atiene a las proporciones habituales, sino que funcionará de acuerdo a sus propios horarios y circunstancias.

La custodia compartida al 50% es cuando los padres colaboran en los cuidados de manera equitativa y toman las decisiones en común, distribuyéndose el trabajo de la crianza y las responsabilidades proporcionalmente.

En muchos casos, los menores pasan tres días con uno de los progenitores, cuatro días con el otro, para luego invertir los términos y cumplir cuatro días con el primero y tres con el segundo. Otro régimen similar es el del patrón 2-2-5-5, cuando el niño pasa dos días con un progenitor, dos días con el otro y después 5 con cada uno.

Muchos padres deciden, por circunstancias varias, establecer un régimen de custodia compartida rotatoria, en el que se acuerda de manera preestablecida pasar semanas, quincenas o meses con uno de los padres y repetir el esquema con el otro.

En el caso de que uno de los progenitores, por circunstancias laborales u otras causas, no pueda hacerse cargo del menor durante la semana, se puede decidir la custodia extendida. Consiste en que uno de los padres convive con el menor durante la semana y el otro progenitor pasa con él los fines de semanas y las vacaciones.

En el caso de acordar una custodia de días alternos, los menores viven cada día con uno de los padres. Es innegable que para que este tipo de custodia funcione será necesario que el domicilio de ambos esté próximo.

La llamada custodia parcial implica que los menores puedan convivir la mayor parte del tiempo con uno de los padres y visiten al otro los fines de semana o días concretos.

¿Qué es el convenio regulador?

Cuando los progenitores deciden de mutuo acuerdo cuál va a ser el régimen de custodia, deben plasmarlo en un convenio regulador, un documento donde se determina cómo serán las relaciones con los menores tras el divorcio o separación de la pareja. Mediante el convenio regulador, firmado con la aceptación de los dos miembros que la pareja tras la ruptura, se asegurarán los términos equitativamente, evitando que un juez decida por ellos.

A&L Consulting os propone una redacción profesional del convenio regulador en casos de divorcio, separación matrimonial o ruptura de la pareja de hecho, para conseguir que se mantenga a largo plazo sin perjuicio de ninguna de las partes. Somos abogados especializados en custodia compartida en Madrid, sabemos cómo favorecer la firma del convenio regulador y mediar para conseguir los mejores resultados para ambos miembros de la pareja y sus hijos.

Custodia compartida rotatoria

¿Cuánto cobra un abogado por un caso de custodia?

El precio de contratar a un abogado de familia para un procedimiento de custodia compartida o convenio regulador oscila entre los 500€ y 1500€.

El presupuesto de la tramitación completa (redacción y presentación en los juzgados) requiere un análisis pormenorizado y dependerá de diversos factores: número de hijos, determinación del uso de la vivienda habitual y comunidad autónoma en la que se tramite. El precio también cambia si, por ejemplo, se parte del mutuo acuerdo o si tenemos que elaborar una demanda. También es importante tener en cuenta que los honorarios de un abogado por guarda y custodia fluctúan según su prestigio profesional, especialización o localización.

En cualquier caso, si necesitas un abogado para un caso de custodia de los hijos en Madrid, es mejor que contactes con nosotros y nos cuentes tu situación: elaboraremos un presupuesto a medida.

Recomendaciones para tramitar la custodia compartida de menores

A la hora de negociar la custodia de los hijos, lo ideal es partir de un acuerdo entre los padres. En nuestro despacho contamos con abogados especialistas en custodias compartidas en Madrid que intentarán establecer las medidas para que se produzca el consenso y el procedimiento se inicie en los mejores términos. Debes tener en cuenta que, si ese acuerdo tras la ruptura no se cristaliza, el juez tendrá la decisión final tras estudiar toda la casuística.

Un abogado de familia te explicará el procedimiento de la guarda y custodia, por qué es importante llegar a acuerdos y la necesidad de establecer los derechos y las obligaciones de las dos partes, asegurando su cumplimiento. También velaremos por la equidad en el acuerdo con respecto a los niños, para que no se marquen diferencias entre los hermanos y todos reciban el tiempo de atención requerida.

Casos ganados por A&L Consulting Abogados Rivas Vaciamadrid

Profesionales del derecho en la cercanía

Abogados en Alcalá de Henares

Abogados en Alcalá de Henares

Un despacho de abogados comprometidos con las familias actuales y especialistas en delitos de seguridad vial, ahora en Alcalá de Henares.

Despacho de abogados en Parla

Despacho de abogados en Parla

Abogados cercanos y profesionales en Parla, especializados en divorcios y custodia, seguridad y alcoholemia. ¿Quieres saber por qué somos los mejores?